Castro Valnera. En mayo y solitario

DSC_5610 (Copiar)

Entrando por el Bernacho

Entrando por el Bernacho

El trafico, las luces, los ruidos, los humos, la frenetica actividad de la urbe en general, no nos suele dejar disfrutar de lo mas sencillo: la soledad, que tantas veces no queremos y muchas veces anhelamos. Si os dijera que en mayo se puede esquiar viendo la bahia de Santander, seguro que muchos me tachariais de loco, pero he aqui las pruebas, de que a menos de 1750m se puede todavia esquiar, y como si de los fiordos se tratara, con vistas al Mar Cantabrico.

Me calzo los esquis, los G3 Synapse Carbon 101, por primera vez; sensaciones raras, extrañas. Llevo, lo poco que he esquiado, haciendolo con los Dynastar de 65mm de patin por lo que ponerse unos de 101mm cuesta. Son solo los primeros pasos, los que siempre cuestan, hasta que pasados 15minutos ya has cogido tu ritmo, comodo, con respiracion y braceo acompasado al paso de la marcha, que hoy es algo diferente, mas tranquila, sin ritmos ni tiempos ni pulsaciones.

TRACK: 2016.05.03 Estrenando esquis en el Castro

Empezamos ruta y test de esquis y gafas

Empezamos ruta y test de esquis y gafas

Antes de poner los esquis, un poco de porteo por el bosque, hasta unos cuantos metros antes de cruzar el rio. Del rio en adelante, hay continuidad si conseguimos hacer ladera a bastante altura, pero entonces deberemos tener cuidado con los patinazos, ya que la nieve no agarra tan bien y se desvanece bajo las pieles. Lo suyo será procurar ir lo mas alto posible, pero con poca ladera, para ir comodos, y en un par de puntos cruzar el brezo y los arbustos bajos.

Enseguida los pondremos

Enseguida los pondremos

No son waterstopper

No son waterstopper

Enseguida nos plantamos en el collado. Hoy sigue la continuidad del paso que ya hiciera con Deu en nuestra anterior incursion al Castro Valnera, con una Miel por delante, pero hoy, no lo tengo tan claro, puesto que es un paso muy expueto y viendo como esta la nieve, no me apetece bajar hasta el rio deslizando. Asi que tiro para el paso de verano, a sabiendas que tendre que cargarme los esquis a la espalda. Y asi fue, a parte del paso, finalmente, portee hasta que llegamos al plateau que se ve la cima.

El tramo este de porteo me pillo con el terreno bastante accesible, ya que estaba quemado de antes del invierno, y que por cierto, olia a ceniza bastante el ambiente en esta zona, pero se podia subir bien, que es lo que vale. Una vez pasada esta zona, el panorama se vuelve a tornar blanco, y los esquis vuelven a su sitio, bajo los pies.

Llego al Castro Valnera, 1717m y parece que las nubes y su mar se ciernen sobre cantabria por debajo mis pies. Me quiere estropear el momento, pero casi que lo mejora. Se abre el telon y me deja un horizonte por encima de las nubes con un marco de nubes a ambos lados y el cielo cerrando el cuadro en la parte superior; en el centro, montañas que se elevan por encima de esas nubes, y que me dejan disfrutar incluso del Valle de la Vara entre sombras.

Vistas de La Capia

Vistas de La Capia

Repongo combustible, y vuelvo a cargar los skis a la espalda, esta vez continuo hacia el norte, con la idea de descender el tubo, y asi va a ser. Desciendo entre rocas, y despues del pequeño resalte de roca, podria ponerme de nuevo los skis, pero el camino de verano esta limpio de nieve y al final camino hasta el punto de salida del tubo. Solo resta quitar pieles, ajustar las botas, calzar los skis, poner toda la ropa en orden y para abajo.

De porteo hasta el plateai

De porteo hasta el plateai

Plateau a cima

Plateau a cima

Primeros giros con los G3, sencillos, faciles, sin forzar. Giros cortos y rapidos en nieve humeda y pesada, algo que tenia olvidado puesto que los otros, eran practicamente imposible hacerlo. Me empiezo a emocionar a girar, a ampliar el giro, a destruir alguna bañera. La ola de nieve que se levanta aun estando humeda y pesada es una autentica pasada. Freno, paro, me asiento, controlo, respiro, y me pregunto, y ahora que?? Facil respuesta, vuelta a enfilar el tubo y para abajo, ahora si, rapido, ligero, controlando; saludo a unos que suben, me inclino, sonrio, sonrio, sonrio, sonrio…….y asi hasta que se corta en el estrechamiento. Me quito los skis, desciendo, y sigo sonriendo hasta que entro en el bosque.

DSC_5615 (Copiar)Una vez llegado al bosque hay que buscarse muy mucho la vida para poder continuar sin quitarse los esquis. Yo arriesgo un poco y algunos tramos por musgo los ando con pies de plomo, ya que no se si habrá una piedra debajo. Al final consigo salir a las ultimas campas antes de las cabañas, pero tengo que llegar al coche andando los ultimos metros ya que la nieve escasea por aqui.

Al final 2h15 aprox de rutita, en la que me he encontrado menos nieve de la que esperaba, pero que mas se puede pedir al mes de mayo? Proximamente veremos que puedo contar de los G3 y las pieles Contour…

Un saludo y buena temporada estival.

Mas fotos:

Espectacular estampa al suroeste

Espectacular estampa al suroeste

Hacia el bernacho

Hacia el bernacho

Mitad tubo para arriba

Mitad tubo para arriba

En la rimaya, cortado

En la rimaya, cortado

Poco hasta llegar al coche

Poco hasta llegar al coche

No se si volveré a esquiar esta temporada, pero sino, esperaremos a la siguiente con mucho gusto.

Entrada al tubo

Entrada al tubo

Cima del Castro

Cima del Castro

Anuncios

2 pensamientos en “Castro Valnera. En mayo y solitario

  1. Pingback: Julbo Pipeline. Una gafa para mis deportes favoritos | NoSoyUnTxapeldun

  2. Pingback: Lunada. Una Miel y unas Corvas en bragas | NoSoyUnTxapeldun

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s