Amurrio Balmaseda a ritmo medieval

Salimos, 6:40AM

El sol acariciando el Babio

Este fin de semana se celebra en la primera Villa de Bizkaia el Mercado Medieval en su XX edicion. Puestos a ir con la familia, que mejor que madrugar un poco y aprovechar sus algo mas de 30km de separacion para intuir una ruta lo menos asfaltera posible, intentando tocar el maximo de pista y sendero de montaña. A priori el dia pinta bueno, y la ruta visualizada la noche anterior en wikiloc, pues ya esta en el reloj por si me tiene que servir de guia.

Salgo temprano, son las 6:30 pasadas cuando piso el firme y desciendo por las calles colindantes al Parque Juan de Urrutia hasta coger la calle etxegoien, que me lleva directamente a seguir el itinerario de la GR-284 hasta Quejana. Es repeticion de 8 mayos en Orduña, y como si de un capitulo de “The walking dead”, me veo de protagonista en uno de sus escenarios con zombies pasandome por al lado. Puro espectaculo ver los toros desde la barrera.

TRACK: 2017.05.14 Amurrio Balmaseda a ritmo medieval

La GR me lleva por carretera, pista y sendero

Llego a la Ikastola y continuo siempre siguiendo las marcas blancas y rojas, que me llevan al Alto de la Cadena, en donde me toca seguir un tramo de carretera hasta coger el desvio a Izoria, señalizado con un cartel. Esta zona tiene bastante peligro, y quiza los promotores del sendero debieran de velar por la seguridad de los usuarios y buscar otro itinerario, que aunque quizá algo mas duro, fuera mas sano y seguro para evitar la carretera general. Mientras voy pensando esto, me acerco en bajada hasta Izoria, donde me entra la duda de por donde continuar. En el mapa online, marca continuar por donde voy yo, detras de la iglesia, sin embargo me encuentro una señal de camino erroneo por ahi, por lo que quiza se debiera revisar lo que esta en el camino con lo que se pone en los medios de difusion del sendero. Como iba con la leccion aprendida enseguida cojo el camino, que en dicho cruce no esta bien marcado, y es un poco dificil ver la marca de continuidad dentro de la calle.

Entrando en zona boscosa

Muy importante dejar todo como lo encontramos

Hecho esto, el resto de sendero por asfalto perfecto, y al llegar al desvio del mismo hacia pista de grijo tambien muy bien marcado. Paso entonces al bosque que hay bajo el monte Asnos, y por donde transcurre el sendero, primero en un senderito encachado y mas tarde siguiendo la linde con una campa, siempre por fuera de la misma. En esta zona me encontré un mastin que parecia un poni con un collar de madera triangular, supongo que para no pasar la cabeza a nuestro lado y que nos comiera; dicho sea de paso, unicamente me ladraba desde mas de 2m a la valla, yo creo que porque tenia el mas miedo que yo a él.

Esta zona tiene las marcas recientes y es un camino muy bonito que transcurre por el bosque, saliendo a alguna zona donde el sol nos da pequeños abrazos de calor en una mañana seca pero fresca aun. Proseguimos sin problemas por las faldas del Eskoritas y enseguida cogemos el camino que nos devuelve a la carretera de Menoyo, en donde dejamos de lado la GR-284 para proseguir por las inmediaciones de Los Arcos de Quejana, apareciendo en el barrio de Beotegi.

De Beotegi a Retes de Llanteno es un paseito por pista de grijo-hormigon que no tiene perdida, salvo una pequeña “Y” que salvamos sin dificultad gracias a que llevo activado el seguimiento del track en el reloj; si si, en el reloj, ese que muchos decis que es un dineral, que si es de pijos, que si para que lo quieres, que si tal. Y siempre digo que es una inversion, que aunque no lo parezca tiene mucho que ofrecer y que yo voy a usarlo, pues hoy es el dia en que siguiendo un track, le saco partido a esta funcion del reloj.

Seguimos avanzando camino a Quejana

Salgo de la carretera de Retes por la carretera que sube al barrio de Costera (Opellora), un muro de asfalto que da acceso a los habitantes de este barrio y que te pone los cuadriceps y los gemelos a tono. Antes de Costera me detengo en lo que se conoce como Mendeika, donde encuentro un banco con vistas a la naturaleza, y donde poder parar a simplemente contemplar la vida pasar; invertiria parte del tiempo en estar ahi al menos una tarde de sol, con buena compañia, nevera con refrigerio y algo de picoteo, mientras la charla ameniza la estancia. Pero se desvanece rapido, cuando retomo el ritmo de subida, tranquilo y controlado, hasta llegar a Costera, donde nuevamente hago uso del track para no equivocarme en el camino.

Recien levantadas

Pasado Opellora, dejo atras la ultima granja, saludando al dueño, que ya se va, despues de haber realizado el ordeño matutino de sus reses. Continuo hacia delante y no hago mas que escuchar mugir una vaca, que veo al de nada, encaramada en la campa, y mirando al camino. Lo que viene ahora es algo especial, algo que te devuelve la naturaleza, quizá por madrugar, quizá porque te tocaba. Hay un ternero en el camino, posado, inmovil, mojado, no se puede ni mover, aun conmigo al lado, y la vaca se pone nerviosa.

Llegando a Quejana

Habrá que guardar el frontal

Lo primero que pienso es en volver a avisar, pero el señor se ha ido; estoy solo, bien vestido, inmaculado, sin apenas mojar la camiseta, pero esta madre quiere estar con su ternero, chuparle, darle de mamar, insistirle en que se levante; solo me queda coger el ternero y acercarlo a la berja de acceso a la campa. Consigo coger el ternero de la mejor manera posible con las patas en mis brazos, lo muevo hasta la berja. La madre me va siguiendo en todo momento, y me doy cuenta que desde que he llegado no he dejado de hablar con la vaca, como si fuera un toro, o como si fuera otro animal, y siento que la vaca me entiende. Ahora llega la parte dificil, abrir la berja y meter el ternero dentro, sin que la vaca salga o me arrolle; no olvidemos que es un animal, que acaba de parir (aun tiene el ternero el cordon umbilical colgando y la madre la placentra saliendo) y quiere proteger a su vastago. Sigo hablando con la vaca, me incorporo, la toco la cara, la hablo, la pido que se eche para atras…… me hace caso, esta mas tranquila, y procedo a abrir la puerta, se acerca, pero me deja volver a coger al ternero y dejarlo al lado de la puerta. Enseguida se acerca, lo lame, me mira, me lame el brazo, siento que es su forma de agradecer este acercamiento, siento que nos hemos comunicado, siento….todos los liquidos de la placenta en mis brazos, camiseta, manguitos, etc… pero me da igual, con el dia que hace enseguida se seca. Sigo mi camino, satisfecho, contento, feliz….

Otro pasito mas, y seguimos por pista bien definida

Prosigo por la pista, cojo un par de desvios y enseguida me planto en el alto de la petaratxe. Ahora toca seguir la carretera hasta entrar en Artziniega. Creo que despues del reventon de coger el ternero, me merezco un pintxo y un cafe. Y asi lo hago. Pero antes de abandonar el nucleo urbano, relleno los botellines, echo sales y me pongo en marcha camino de La Encina. Me llaman las chicas, que ya van de camino, y entonces aprieto un poco para que me cojan arriba de la encina y asi poder parar en la entrada a un camino. Les habia pedido ropa, pero al final no me cambio, dejo algunas llaves y bebo agua que me traian, pero el resto de material lo dejo, ya que lo llevaré en el proximo evento deportivo oficial.

¿Inversion o gasto injustificado?

Unas se van a ritmo de caballos en la calesa, y otro que sale al trote nuevamente camino de la Villa. Ahora toca un tramo de carretera hasta llegar al desvio para Arza, en donde la idea es subir por la zona del Encinal hasta el Arbalitza, y de ahi tirarnos por la norte de nuevo en caida para Balmaseda. Pero el tiempo me aleja de esta realidad, que para cuando llego al desvio, continuo de frente por la carretera, dejando de lado el desvio al pueblecito de Orrantia y siguiendo en subida hasta Antuñano. El motivo no es otro que ganarle 1h al reloj para conciliar mas tiempo, sacrificando parte del itinerario por montaña y haciendolo mas sencillo y directo por la CL-620. En menos de 1h ya vislumbro la parte mas oriental de la Villa, con su campo de futbol y su bidegorri, del cual hago uso hasta el Puente Viejo de balmaseda.

Espectacular, con vistas a Peregaña

Cruzo el puente y me mezclo con el gentio que se da cita en el Mercado medieval, decido

Un macho dotado

no correr, sino andar rapido, agilizar movimientos, realizar un continuo slalom de gente, cochecitos, niños y adultos, que se suman a los puestos de los mercaderes y que hacen que tengas que esforzarte por mantener el ritmo y la concentracion de no empujar a la gente, ni tampoco ser empujado.

En un tris ya estoy en la Plaza San Severino, donde detengo el crono, saco la foto de rigor, y seguido voy a ver que pasa por los alrededores. Doy cuenta de un cañon de cerveza con limon que devuelve jugos a mi boca para comunicarme con la gente.

Una vaca recien parida y su ternero fuera del terreno

Hoy he llegado bien, sin cansarme demasiado, sin forzar lo mas minimo, disfrutando mucho de la mañana, del entorno de la primera mitad del recorrido, y dejando pendiente las laderas sures de los montes de Santxosolo, que seguro mas adelante recorreré.

Ahora toca asearse, como en la actualidad, no como el medievo, y seguido disfrutar de la familia, el ambiente, las calles y callejas, los puestos, los colores, gentes y olores……

Hasta la proxima

Mas fotos:

Ternero recien parido

Despues de acercarselo a su vacamadre

Recompensa en Artziniega

Seguimos por el casco historico de Artziniega

Santuario de La Encina

Vistas hacia el noroeste, zona de San Pelayo

Skyline Santxosolo

San Severino

Recovery de cebada

Pasando por NutriYon

Anuncios

Amurrio – Zalla. De pueblo en pueblo hasta enlazar a VII Ubietamendi BTT en parte final

DSC_0198 (Copiar)TRACK: 2014.05.24 Amurrio – Zalla

Sabado por la tarde; mañana es la VII Ubietamendi BTT Martxa, que este año cuenta con 2 recorridos. El largo de aproximadamente 48km y 1800 metros de positivo y el corto, de unos 32km y 1200 metros de positivo. Ambos creados para satisfacer las plegarias de bikers, desde los mas ruteros y disfrutones hasta los mas competitivos y exigentes.

UN paso por un regato

UN paso por un regato

Ambos recorridos transcurren por los montes de Santxosolo, tocando la zona del Ilso Eguen, Ilso Laguna y sus senderos y pistas, incluyendo algun tramo en el que la martxa larga se sale del recorrido habitual, por donde transcurre el recorrido corto. Despues de pasar el punto de Rigadas, se afronta en conjunto, la subida del cortafuegos del Rioya, y ya en su parte superior los de la larga pasan por detras del monte y los de la corta continuan por la ruta habitual, volviendose a juntar en el avituallamiento de fuente fria.

Desde aqui se parte una vez mas todos juntos, pero despues de la bajada a las charcas del Espaldaseca, la corta se desvia por la primera pista evidente a la derecha y la larga continua para bordear la zona de Trasmosomos y Arbalitza, entrando en el sector de “las Soñanas”. Ambos recorrido vuelven a juntarse en la zona de la Brena, momentos antes de iniciar la ultima y definitiva bajada del dia, que hará las delicias de los mas aventureros y les hará apretar el culito a los que tengan mas respeto en la bici.

Se baja hacia somokurtzio, y de ahí se va camino del deposito de las aguas, pero antes se gira a izquierda, introduciendonos en el sendero tecnico que curva tras curva nos irá llevando a la zona de Bolumburu y consiguientes ultimos kilometros….

Pero aqui no vamos a hablar de la VII edicion, que ya hemos contado bastante, sino del camino recorrido por pistas, y muchas de ellas hormigonadas. Saliendo de Amurrio tomo la carretera A-4609 que me dirije a Olabezar (barrio que esta entre Murga y Amurrio). Pero despues de pasar el cartel, y salir de las ultimas casas de Amurrio, tomo un desvio a la derecha, que por pista bien hormigonada y engrijada me lleva hasta la Torre de Murga. Aqui cruzo un puente que pasa por encima del rio Izoria y continuo mi camino hasta la carretera, en la que tomo direccion norte por la A-3620 hasta el cruce con la A-3622 que une Luyando con Respaldiza.

Impensable saltar, toca mojarse

Impensable saltar, toca mojarse

Giro a la izquierda y tomo hacia Respaldiza, pero sin llegar casi a recorrer 100m, a la altura de la primera casa, parte un pista, nuevamente bien hormigonada a mano izquierda. Seguimos por aqui, y sin desviarnos en las diferentes oportunidades que nos brindan los senderos y caminos forestales llegamos a un punto en donde tenemos un cruce de caminos perpendicular. De frente seguimos, justo por la unica opcion no hormigonada; la pista parece que no tiene mucho uso, pero finalmente esta bastante bien para poder acometer el primer descensito del dia. Divertido, bonito, aislado, y que finalmente nos deja en la cuneta de la A-3624, en la que al llegar giramos a la derecha (norte) para llegar a Zuaza.

En Zuaza, pasamos dejando la iglesia a mano izquierda, y nada mas bajar una rampita nos desviamos, una vez mas a la derecha. Continuamos por pista bien hormigonada hasta llegar a unas casas. Es aqui donde se termina el hormigon y empieza un camino de tierra, piedras y escombro que en algun momento puede hacer que nos patinen las ruedas, pero que tras unos cuantos metros, superamos sin problemas. Finalmente, una vez mas, estamos en el asfalto que nos conduce a Menagaray.

Rigadas, ¿para arriba o para abajo?

Rigadas, ¿para arriba o para abajo?

En el primer desvio que vemos a la derecha, tomamos ese y descendemos un poco, hasta otra vez volvemos a girar a la derecha entre unas casas. Seguimos de frente, y ahora, sin perdida ni desvio, continuamos de frente en todos los cruces, ya que vamos por la pista mas evidente. Atravesamos zonas deforestadas, y alguna muy bonita de hayedos y robles, que al estar en primavera y haber llovido horas antes, tienen un verde tan intenso y vivo, que parece que se pueda ver la savia en los vasos conductores.

Esta zona de “subeybajas” nos deleita con la presencia de la Ermita de La Blanca, en Llanteno. Y ademas, gozamos de otro punto de vista de la zona de la Sierra Salbada con la pre-sierra de Peregaña, Asnos, Babio en primera linea de vision. Solo nos queda afrontar las empinadas rampas, hormigonadas, hasta llegar a la carretera A 3634, en el barrio de Inorza. Volvemos a girar a la derecha, hacia el norte, hasta que nos crucemos con la carretera A-2604, que tras pasar la muga con Bizkaia pasará a ser BI-2604.

Siguiendo los ultimos 10 km del recorrido

Siguiendo los ultimos 10 km del recorrido

Llegamos al barrio de Irazagorria, y en la zona del barrio Largatxa, viramos a izquierda, respetando la circulacion, y por la pista de grijo y piedra de via de tren, voy subiendo como puedo los repechos y la constante pendiente positiva. La pista da un par de giros, pero finalmente va paralela a la linea de alta tension hasta que vira en una curva de 90º hacia el norte, recorriendo la ladera por la que seguimos descendiendo y poniendo mas desnivel entre nosotros y el Arroyo de Albitxu (el lugar donde desemboca este pequeño arroyo o barranco, da nombre a las famosas morcillas) hasta que seguimos de nuevo al norte. Un par de curvas mas y estaremos en la cima de este pequeño, pero intenso monte.

Solo nos queda descender por pista de grijo, que tras unas cuantas curvas nos devuelve a la pista que va hacia el nucleo de Irazagorria. Giramos a la izquierda y tras 100m de pista, cruzamos el rio y afrontamos la ultima subida de la tarde. Esta ya la conozco, y me va a ir subiendo hasta la pista hormigonada del antiguo vertedero de Zalla. Proseguimos hacia arriba y llegamos por fin a Rigadas, en donde me tomo un pequeño respiro antes de decidir si sigo hacia Rioya o encaro ya la ultima bajada del dia, siguiendo el recorrido de la btt corta.

Senderos espectaculares

Senderos espectaculares

Finalmente, dada la hora, y que ahora estan comenzando el briefing con la gente que va a estar en los cruces, aprovecho a bajar por el descenso ultimo, siguiendo las marcas para ver el estado del mismo. Cuando llego a la zona en donde 3 dias antes estuviera con el Presi del club tirando de hacha y azada, me pego un castañazo de los que hacen historia. Subidon musical + barrillo + mala entrada en caño = ostion terrible sin consecuencias.

Llegado a la plaza, aprovecho a lavar la bici en el lavadero destinado a tal efecto y me paso por el fronton antes de ir para casa a descansar, ya que mañana va a ser un dia largo y productivo.

Llego justo a tiempo para reponer fuerzas con la merendola que se prepara para los voluntarios que van a estar mañana en los difrentes cruces y avituallamientos ayudando en lo posible. Al final, algun participante que paso a recoger su dorsal tuvo la suerte de probar bocado tambien.